Archivos de la categoría ‘La Piedad’

El de hoy me lo pidió el buen Adrián, quien por cierto ya debe armar una retita pronto, aunque me muera yo de enfisema. Se trata de un portero argentino que llegó a nuestra liga con una importante carrera bajo el brazo, hecha principalmente en Argentina, donde incluso fue jugador de la selección albiceleste y cosechó varios títulos. En México lucía una larga cabellera que aún conserva y salía a jugar con suéteres de colores, no tan chillones como su contemporaneo Jorge Campos pero sí coloridos y extravagantes, además era sin duda un buen titular bajo los tres palos. Con ustedes: Norberto Hugo Scoponi Casanova.

¿Quién era? Un cancerbero argentino de la época de los ochentas y noventas, en México jugó a finales del siglo XX.

¿Cómo fue su carrera? La comenzó en su natal Rosario, jugando desde las inferiores del C.A. Newell’s Old Boys de Argentina. Allá fue portero desde siempre y consiguió su debut profesional en 1982, fue fiel a su club hasta 1994 y entre sus palmares obtuvo tres torneos de liga y un subcampeonato de Copa Libertadores, además fue convocado continuamente entre 1990 y 1994 a su selección. Fue entonces que decidió dar el salto a México y Cruz Azul le dio la oportunidad en la 94/95, a ese torneo se incorporó a la mitad de la temporada y automáticamente le arrebató el puesto a Oscar Pérez, quien apenas se había ganado sus primeros minutos.

Ese mismo año la máquina llegó a la final pero nada pudo hacer para detener a un Necaxa que en esos días estaba que no creía en nada ni nadie. El siguiente torneo lo jugó con la misma intensidad y fue seleccionado el mejor arquero del torneo, sin embargo Cruz Azul se quedó fuera de la pelea por el campeonato en una dolorosa derrota de cuartos de final contra el América. Para el Invierno ’96 una lesión le alejó del torneo por varios partidos y luego, a la mitad del Verano ’97, El Conejo Pérez recuperó su titularidad a base de esfuerzo, así que al terminar aquella liga la directiva, presionada por la falta de títulos (¿les suena familiar?), lo inscribió tarde al draft, sin avisarle que estaba fuera del equipo, de modo que no alcanzó ofertas y salió ciertamente dolido.

Su futuro lo encontró rápidamente en Independiente de Avellaneda, donde jugó dos años más y ya estando casi en el retiro regresó a México con la Piedad, para jugar el torneo de Invierno ’01 de Primera A y retirarse luego de conseguir otro subcampeonato.

Un rockstar cualquiera.

¿Qué fue de él? Supongo que serán pocos los que se sorprendan, pues actualmente lo encontramos haciendo un buen trabajo con el cuerpo técnico de Ruben Omar Romano en Torreón. Antes de eso ha acompañado al mismo Rubén desde el Apertura ’04 en Pachuca, Morelia, Cruz Azul y Atlas, donde ha sido por igual su entrenador de porteros y auxiliar.

Algunos Datos: Su apodo en argentina era uno que hemos oído tropecientas veces: El Gringo.

El primer campeonato que consiguió con Newell’s fue histórico, pues además de él todos los jugadores eran canteranos.

En México no ganó titulos de liga, pero fue campeón de la Copa CONCACAF dos veces.

Aunque asistió a un mundial estuvo muy lejos de jugar, pues aun cuando el titular Goycochea salió del once inicial lo reemplazó el otro guardameta, Luis Islas. Fue en aquel mítico EEUU ’94 donde Maradona fuera expulsado por doping.

Con el D10s jugó también coincidió en sus últimos años en Newell’s cuando Diego pasó por aquel club.

Siempre ha comentado que le gusta mucho México y por eso le sienta bien trabajar acá. Si se fijan no sólo comparte con nosotros el cariño a nuestra tierra, sino que estuvo sentado en la Copa América ’93 como todos los demás mexicanos viendo a Batistuta despedazarnos.

Cuando salió del Cruz Azul en la Noria contrataron a dos porteros de amplia experiencia; el ya nombrado Campos y Nicolás Navarro*, aunque el título lo celebró el canterano Oscar Pérez.

Junto a su mujer es dueño de una tienda de motocicletas, pues el ciclismo motorizado es una de sus pasiones. Si algún día andan en Rosario y necesitan desesperadamente una Ducatti, pasen a Scoponi Motos.

Su hijo y homónimo, Norberto Scoponi Plecito, también juega de portero y salió de fuerzas básicas de Atlas (es naturalizado mexicano) aunque sólo ha tenido oportunidad de jugar un torneo en los Académicos, la filial de Primera A de los rojinegros, en el Clausura ’07.

El día que secuestraron a Romano él fue el último que le vio antes de que se lo llevaran los delincuentos, luego de que cargaron gasolina en la misma estación.

Estadística. En México jugó 74 partidos, todos como titular y aceptó 82 goles en ellos, una media de 1.1 por juego. Clubes: 1982 a 1994 CA Newell’s Old Boys, 94/95 a Verano ’97 Cruz Azul, 1997 a 1999 Independiente de Avellaneda, Invierno ’00 La Piedad.

Video. Acá lo pueden ver en un partido en que Cruz Azul golea 5-1 a Tigres, aunque en el único gol en contra a Scoponi lo sorprenden y sale adelantado.

¿Te acordaste de otro portero, aunque sea e de tu edificio? ¿Tienes anécdotas? ¡Comenta!

El de hoy, debo aceptarlo, fue más fácil de localizar. Y es que aún después de su retiro y alejado de los reflectores es recordado con cariño por muchos que aún lo admiran por haber sido, en su época, una de las mejores promesas que ha visto el balompié nacional y un eterno recuerdo de lo viciado que está el medio, que normalmente dificulta el crecimiento de los jugadores nacionales. Sin más palabras les presento a Pedro Pineda Deras.

¿Quién fue? Un delantero mexicano, originario de Cd. Neza, que estuvo activo en los noventas y principios de esta época.

¿Por qué se le recuerda? Por ser uno de los jugadores juveniles más prometedores, por su paso fugaz en el Milán de Italia y por haber sido victima en varias ocasiones de los malos manejos de directivas, representantes y directores.

¿Cómo fue su carrera? Comenzó su carrera en equipos amateur de su barrio, a los 19 años recibió una oportunidad con los halcones de Neza de Tercera División, que le valió el llamado a la selección mexicana juvenil que disputó el pre-mundial de Guatemala y la copa de Portugal ’91. Antes de partir a ese mundial Guadalajara lo contrató y sin debutar regresó del torneo con una oferta del A.C. Milan. Allá entrenó 2 meses y al ver que no debutaría en ese año prefirió jugar cedido en Chivas.

Ahí empezó un peregrinaje poco afortunado, debutó con Chivas en la 91/92 y marcó 2 goles, al siguiente año decidió vestir los colores del América, que compró su carta. En Coapa se mantuvo 2 temporadas y se fue de préstamo a Toros Neza, en donde peleó el título de goleo con 13 dianas en su primer año. Tras esa exitosa campaña las Águilas rechazaron las ofertas de Neza y prefirieron tenerlo un par de torneos más en la banca. Tras la poca regularidad decidió partir a Necaxa por 3 temporadas, donde fue bicampeón pero no jugó la segunda final.

Decepcionado por aquella exclusión decidió cambiar otra vez de equipo, al Atlante, donde estuvo una temporada con varios goles y se fue a Monterrey al próximo año, donde metió otra buena cantidad de goles pero igual, no echó raíces. Las siguiente liga la vivió en la banca del Cruz Azul y pronto cambió a Pachuca, donde mejoró, pero tras la final (que jugó como relevo) volvió a salir inconforme de ese equipo. Se fue a La Piedad, regresó a Atlante, cada vez con menos goles y minutos. Finalmente llegó a Puebla donde no jugó nada por dos torneos, por problemas graves con el técnico Mario Carrillo.

¿Qué fue de él? Se retiró decepcionado y joven en el Puebla donde jamás jugó. Después del retiro completó su curso de entrenador y tuvo la oportunidad de dirigir por tres años al Lerma, de la tercera división. Actualmente es Director del Instituto del Deporte Municipal en Texcoco, a la espera de que el presidente municipal de el visto bueno a adquirir una franquicia de segunda división.

Algunos Datos: Hizo 99 goles en el futbol mexicano y aunque su sueño era llegar a la marca de los 100 después del último y decepcionante año en Puebla prefirió retirarse.

Tiene una carrera como Agente Aduanal, que nunca ejerció.

Antes de ganarse el puesto de delantero en la selección juvenil era banca de otra gran promesa del futbol mexicano: Damián Álvarez.

Fue el goleador del mundial sub-20 de Portugal, con 5 anotaciones, esa actuación llamó el interés del Milán de Italia, que lo contrató por cinco temporadas .

Nunca cumplió ese contrato. Según el acuerdo, estaba cedido a Chivas, por lo cual los rossoneros tenían que pagarle su sueldo, al final del año ni en Italia ni en Guadalajara le pagaron y hasta su manager se hizo de la vista gorda. Ahí acabó su sueño europeo.

Durante su fugaz entrenamiento en Milán compartió cancha con gente de la talla de Frank Rijkard , Robeto Donadoni y Marco Van Basten.

Según el diario la Crónica, aún estuvo registrado en el draft del Clausura ’09 por el equipo que se quedó con sus derechos federativos, no procedió y seguirá su carrera fuera de las canchas.

Tuvo problemas también con las directivas de Toros Neza y La Piedad. La primera lo envío sin su consentimiento de vuelta al América (porque fue imposible adquirirlo) y la segunda lo separó del plantel a medio torneo, aunque ya llevaba 6 goles en su cuenta.

Cuando fue transferido a Chivas le cayó de sorpresa, pues en su juventud siempre había apoyado al América.

En una entrevista reciente con el ESTO habló acerca de José Manuel Jiménez, un delantero que descubrió en la tercera división, que lleva dos torneos como campeón de goleo y que resulta una promesa de crack, según su punto de vista.

Estadísticas .Nació un 30 de noviembre de 1971. Debutó con Chivas el 16 de noviembre de 1991. Jugó 233 partidos y metió 99 goles. Clubes: 91/92 Chivas, 92/93 y 93/94 América, 95/96 Toros Neza, I96 y V97 América, I97 a I98 Necaxa, V99 Atlante, I99 Monterrey, V00 Cruz Azul, I01 y V02 Pachuca, I01 La Piedad, V02 Atlante, I02 y V03 Puebla.

Video. Acá un video mal grabado de la final de ida del Invierno 98, con Necaxa, donde anotó los dos goles para los rayos:

*Post editado el 08/09/2010